Últimos temas
» ¡Naruto Legends Abre sus puertas!
Mar Sep 30, 2014 10:31 pm por Kisho

» Lyurand Terris [Normal]
Miér Sep 17, 2014 2:15 am por Invitado

» Hola a todos
Sáb Sep 13, 2014 3:46 pm por Kizaru

» The Soom Council - Afiliación Normal
Lun Sep 08, 2014 7:18 am por Invitado

» Surprise Rol [Afiliación Élite] - Confirmación
Dom Sep 07, 2014 10:49 am por Invitado

» DUDAS: ¿El foro murió o qué pedo? ¿Y los torneos?
Miér Sep 03, 2014 9:30 am por Mikoto

» The Soom Council - Cambio de élite a Normal
Dom Ago 31, 2014 7:16 am por Invitado

» Strange Land | Afiliación Normal.
Mar Ago 26, 2014 11:54 pm por Invitado

» New World-Afiliación élite
Miér Ago 20, 2014 6:04 pm por Invitado

HERMANOS
ÉLITE
Time Of HeroesFairy Tail Sekai Painful Liberty Crear ONE PIECE SEA CROWN INTERNADO NEBLOOD Bleach: Shadow Of Seireitei Ever After Kingdom

Misión Rango B: "¡Que viva el Sake!"

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Misión Rango B: "¡Que viva el Sake!"

Mensaje por Ethereal Master el Dom Mayo 04, 2014 2:41 pm

Recuerdo del primer mensaje :





¡Qué viva el Sake! · Rango: B · Ubicación: Hargeon

Un rumor ha llegado a oídos de la pareja de piratas más grande que hay en el momento en Hargeon, Balar y Reila. Sin embargo, dos barcos han zarpado y no se sabe cuál de estos es el que tiene el cargamento con el tesoro. Es por este motivo, que han decidido contratar a uno o más magos para que los ayuden con su asalto. Los magos que quieran unirse al asalto, serán puestos automáticamente a cargo de un barco y deberán abordar el barco que Balar y Reila no aborden.
Una vez abordado el barco y neutralizada su tripulación, se deberá guiar el barco hacia un puerto clandestino en una zona norte de la costa meridional.
Recibirán como recompensa 2000 Jewels y el favor de los piratas (estas personas podrá elegir viajar en barcos pirata en vez de en barcos normales, por lo que no tendrán que volver a pagar la cuota de viaje en barco).
Cantidad de posts: 14 posts de 10 líneas · Reward: 2000 Jewels



En este post se llevará a cabo la misión "¡Que viva el Sake!" del Tablón de Misiones Globales para Magos Independientes y estará disponible hasta ser completada.
A esta misión se aplican las Reglas de Trabajos.





avatar
Ethereal Master


Volver arriba Ir abajo


Re: Misión Rango B: "¡Que viva el Sake!"

Mensaje por Archaengel el Miér Jun 11, 2014 8:42 am

La adrenalina que corrió por el cuerpo de Archaengel, el instinto de supervivencia, todo su ser, existían con un sólo objetivo: derrotar a la mujer que tenía en frente. Fue rápido, muy rápido, más de lo que jamás fue en su vida. Aún así, no fue suficiente.
Al ver el gorila que se generaba frente a él, la silueta púrpura que ahora era Jacques saltó hacia atrás para esquivar su golpe. La bestia de agua golpeó la cubierta agrietando la madera de forma violenta y horrible. En medio del aire fue que el joven mago vio una enorme esfera de agua que se formaba frente a la mujer.
- Perfecto... - suspiró sarcásticamente mientras preparaba su katana para volver a cortar ese ataque. Inútil. En el momento en que la esfera se disparó, el cuerpo de Jacques volvió a su forma original. El mago sintió entonces todo el daño que había recibido por el ataque anterior de golpe y con toda su potencia. El agotamiento regresó a su cuerpo como una patada en el estómago, y en un grito ahogado perdió consciencia del espacio, soltando su arma, la cual cayó al suelo perdiendo toda propiedad mágica.
El ataque de la pirata golpeó de lleno a Archaengel, lanzando su cuerpo a las caóticas aguas como si fuera un muñeco de trapo.

- No... - los marineros presenciaban la escena sin poder creer lo que veían. Era imposible. Los piratas eran demasiado poderosos, ni siquiera los magos que habían contratado podían con ellos. El viento de lo que ahora había dejado de ser una tormenta para transformarse en huracán se llevó con fuerza todo el humo, y un relámpago iluminó el barco revelando un panorama horrible. La cubierta estaba hecha pedazos, Archaengel había sido tragado por las aguas con nulas chances de supervivencia y Jonathan Queel yacía inconsciente en el suelo. Todos perdieron entonces la esperanza, nada podían hacer más que esperar piedad. El estruendoso trueno que siguió marcó el final de la batalla.


A pocos metros, Jacques era golpeado con fuerza por las olas. Cuando finalmente comenzó a hundirse, la consciencia regresó a él de forma muy leve. Sus ojos se abrieron de par en par sólo para encontrarse en una terrible oscuridad infinita. Todo había terminado para él. Sus párpados se cerraron y ya no pensó en la venganza, ni en sus familiares, ni en Papuru. Ya no sentía nada, y de alguna forma agradeció la paz que por fin se le estaba regalando a su mente, cuerpo y alma. Sonrió y perdió la consciencia.
avatar
Archaengel


Datos
Equipo: Katana común y Tatsumaki

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión Rango B: "¡Que viva el Sake!"

Mensaje por Ethereal Master el Lun Jun 16, 2014 3:52 pm

Todo había acabado. Un relámpago acompañó con su brillante sonrisa el momento en el que el espadachín de Haregon fue alcanzado por la esfera de agua, la cual lo impulsó violentamente hacia la ira de Poseidón. Los tres mandriles que había enviado a buscar el tesoro se movieron con gracia felina dentro del cráter, donde comenzarían a buscar por el tan preciado tesoro que aquel barco supuestamente tenía para ofrecerles. – Lo…lo logra..mos. – murmuró la mujer al borde del colapso, y su voz se resquebrajaba a raíz del increíble gasto de magia.
Bálar seguía arrodillado en el suelo con sus dos mandriles como escolta, cuando el sonido de los veloces y violentos pasos de Jhonathan hizo acto de presencia. El capitán apretó su mandíbula y muró con rabia la nube de humo, hasta que finalmente el joven emergió de la misma. Sin embargo, la heroica corrida acabó en un fatídico final cuando su cuerpo se desplomó en el suelo a escasos centímetros de la ubicación del capitán. Sin perder tiempo, los monos de agua se abalanzaron sobre el capitán y el drogadicto, siendo uno de estos monos el que se encargó de sostener con su diestra el golpe que el joven le lanzó. – Has luchado increíblemente bien, al igual que tu compañero. – hizo una pausa al recordar que el cuerpo de aquel había desaparecido en la oscuridad de una hambrientas aguas negras. – Realmente lamento su muerte, así como lamentaré la tuya. – sentenció el hombre que en ese momento se puso de pie con dificultad, ayudado por uno de sus mandriles de agua.

– No te preocupes…yo me… encargo de su funeral. – la muchacha se acercó sin perder el tiempo, a medida que retiraba su rifle de la espalda y apuntaba los dos cañones a la cabeza del joven que se encontraba fuera de combate. – No, Reila. – el hombre estiró su mano y bajó el cañón del rifle de la mujer. – Son iguales a nosotros. Están buscando lo mismo. Dejemos que el dios del mar se encargue de sentenciar su destino. Puede que él tenga planes para él. – la mujer mantuvo su mirada en los ojos de su amado, y posteriormente sentenció con su cabeza.

Los mandriles de agua emergieron del cráter que había dejado el golpe del gorila, y el capitán entendió que aquel barco también había sido una trama. – Mierda. Ni un solo centavo. Al menos, sabemos que nuestro mensaje ha sido claro. – un rayo volvió a hacer día la noche, y fue éste el que dio entrada en escena al barco pirata desde el cual los marineros ya habían comenzado a lanzar los ganchos para el abordaje. – Vamonos, Reila. – ordenó el hombre que entonces fue sostenido por su amada que lo ayudó a llegar al costado del barco, donde unas tablas dispuestas para el abordaje aparecieron para dar su ruta de escape. Tanto los mandriles como el gorila rodearon al capitán pirata y su amada, para que estos pudiesen evacuar el barco sin problema alguno.

– Qué el dios ahogado esté de vuestro lado. – murmuró sin mirar atrás una vez que había vuelto a abordar su barco y en ese instante, el estruendo del golpe del gorila de agua en la cubierta de aquel barco hizo callar un rayo. Un agujero se formó en el centro barco, por el cual el gorila bajó y volvió a golpear el suelo. Tal fue la magnitud de la fuerza, que unas pequeñas fisuras se hicieron presentes a los costados de aquel barco, y poco a poco el agua de mar comenzó a filtrarse.



avatar
Ethereal Master


Volver arriba Ir abajo

Re: Misión Rango B: "¡Que viva el Sake!"

Mensaje por Yatziri el Lun Jun 16, 2014 5:06 pm

Haberse dejado llevar por un rumor fue un impulso inconsciente, tonto; no había fuentes precisas que confirmaran la existencia de ese "tesoro", pero de existir, ella lo quería. Aguardó paciente de pie sobre el entablillado del muelle, una tormenta alimentaba el corazón furioso del mar. -Espera unos momentos más, se matarán entre ellos o el mar se los tragará; será mío sin duda-. Dijo en voz baja mientras miraba los rayos en el cielo como señal propicia para echarse al agua.
Spoiler:
Take over beast soul: Kelpie  Rango B: Las piernas de Yatziri se unen y forman una larga cola como de serpiente marina. Genera además agallas a los costados de su cuello que le dan la habilidad de respirar bajo el agua y entre sus dedos aparecen unas membranas que, junto a la cola, le permiten nadar a una velocidad increíble con total control de sus movimientos. Su nado es tan rápido y poderoso que es capaz de arrastrar fuertes olas con ella (tres metros de alto) y de cambiar
levemente el curso de las mareas.
-He llegado-. Dijo mientras ponía atención a los ruidos no naturales a la furia marina.
El plan sería prácticamente el de fungir como carroñero, las balas y los choques harían lo suyo, ella esperaría en el fondo del mar a que los barcos se hundieran, de esta manera tendría el tiempo de buscar entre los restos de las embarcaciones. Paciencia... el crujir de las naves era espléndido, seguro no tardarían. Esperó en el fondo cobijada por la oscuridad de las aguas...

Entrecerró los ojos, no podía distinguir del todo, algo se hundía; nadó con rapidez hacia lo que caía tragado por un vórtice. Esbozó una sonrisa pensando en el botín. Estiro el brazo y jaló un pedazo de tela, atrajo el bulto hacia ella, un hombre... ¿sólo uno? Pero, ¿qué estaba pasando arriba? No quería hacer el trabajo pesado esta vez... pero los novatos solían hacer cosas tontas, mucho escándalo, pocos resultados. -Y tú, de algo servirás, no dejaré que te vayas tan tranquilamente, ¡JA!- Dijo mientras jalaba al chico de las ropas y nadaba rápido a la superficie. Sacó la cabeza del agua, vio llegar una nave casi intacta, se replegaban. No le parecía lo mejor, pero en cualquier caso un escudo, aunque casi muerto, le serviría. Abrazó al chico, se sumergió con rapidez puso fuerza en su cola y, ayudada por las olas, pudieron llegar en la popa del barco casi en silencio.

Estaban tan ocupados en abordar y replegarse que no le habían notado, al menos eso creí ella. Lo más sigilosamente terminó con la transformación y jaló como pudo al chico inconsciente. -¡Aaaaagh! Qué molestia, terminaré de matarte si no reaccionas y me sirves de algo-. Pensando las cosas, podía hacer mucho más si se apoderaba del barco, pero el bulto que había sacado del mar le impedía ejecutar muchas tareas. -¡Despierta carajo!-.Dijo mientras le propinaba tremenda bofetada.
avatar
Yatziri


Datos
Equipo:

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión Rango B: "¡Que viva el Sake!"

Mensaje por Archaengel el Lun Jun 16, 2014 6:31 pm

La oscuridad había rodeado a Jacques desde hacía un rato, pero la paz no venía. Estaba relajado, y a pesar de que sentía que sus pulmones iban a estallar, de alguna forma lograba ignorarlos. El dolor físico ya no era un problema después de todo, su existencia había terminado. Vio una luz, y de ella se manifestó su abuela que le estiraba una mano.
- Allá voy... - pensó el joven. Tomó la mano de la anciana y sintió una fuerza abismal tirando de ella. De pronto ya no estuvo cómodo, la oscuridad ya no lo abrazaba, sino que lo encarcelaba, lo apretaba. Quiso gritar, pero no encontró el aire. Los pulmones le ardían, el dolor que hasta entonces había ignorado se volvía ahora toda su realidad. ¿Por qué no podía irse en paz?, ¿qué lo retenía de su descanso? Entonces escuchó la risa de Papuru, y luego su voz.
- Como si te fueras a librar tan fácilmente de mí - dijo de forma gutural y horrible.

Archaengel abrió los ojos. En frente suyo se encontraba una criatura horrible, un monstruo, un demonio. Quiso gritar, pero tenía los pulmones llenos de agua. Se incorporó velozmente y, de rodillas, se puso a vomitar todo el líquido que quedara en su maltratado cuerpo. Sus brazos no podían ni sostener el cuerpo de su dueño, pues le dolían al punto de la agonía. La sangre se iba mezclando con el agua a medida que brotaba, y toda parte de su cuerpo, tanto interior como exterior, ardía con cada movimiento. Se acordó entonces del demonio.
- Tú... - dijo dándose vuelta para luego vomitar más. La había confundido por su estado. Adelante suyo se encontraba una mujer, quien seguramente le había salvado la vida. Si era así, entonces le debía todo. Por unos momentos estuvo por rendirse, dejando en un pico de egoísmo que ninguna de las muertes de todos sus seres queridos fuera vengada. No volvería a pasar.
Aferrándose con fuerza a la katana que aún conservaba, la usó como bastón para apoyar con firmeza su pie izquierdo. Intentó pararse, pero fue inútil.
- Tú... ¿quién eres? ¿Cómo es que... llegaste? - cada palabra significaba un esfuerzo inmenso, pero nada había terminado aún. De a poco había recuperado la consciencia, todo lo que estaba pasando, la misión, los piratas, los marineros, la capitana herida, Jonathan Queel... Debía seguir peleando hasta el final.

Empujando la espada con fuerza, Archaengel quiso ponerse de pie. Sólo consiguió que un dolor horrible en las costillas lo volviera a tirar al suelo. Al chocar contra la madera, un chorro de sangre salió de su boca con violencia.
- Los piratas... - dijo mirando a la mujer con furia y determinación en los ojos mientras intentaba volver a pararse - ¿¡dónde están!?
avatar
Archaengel


Datos
Equipo: Katana común y Tatsumaki

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión Rango B: "¡Que viva el Sake!"

Mensaje por Yatziri el Lun Jun 16, 2014 10:11 pm

-Sshhhh... no hagas ruido, chico, guarda tu ímpetu para más tarde, cuando lo necesites. Los piratas que buscas son aquellos que están subiendo por la cubierta de proa... ¿los viste ya?- Yatziri analizaba un tanto la situación mientras miraba a los piratas sosteniendo tablones de abordaje; al parecer el chico se había enfrentado a ellos y por la tranquilidad con la que se pavoneaban debieron salir victoriosos... "BINGO" lograron sacar el tesoro, pensó.

El plan inicial no surtió efecto, tenía algunas cosas pensadas pero nada en concreto y por momentos se olvidaba  del chico, a quien dirigió una mirada por el rabillo del ojo, se apoyaba sobre su katana y con la otra mano se tocaba la boca del estómago y escupía sangre a menudo. Mientras pensaba en lo que haría miraba entre los tripulantes y las cosas que cargaban, cuerdas y tablas, seguro el tesoro será lo último que suban, sí, eso debe ser... de lo contrario, se apoderaría del barco y lo vendería en el mercado negro por una buena suma, o lo quemaría en una inmensa fogata... cualquiera de las opciones era agradable.

-Deberás ayudarme o te arrojaré al mar- dijo con sonrisa maliciosa. Se puso de pie y casi a hurtadillas llegó hasta el timón. -Jaja se confiaron demasiado... y qué pasaría si... diera vuelta a esto...- acarició por un momento el timón mientras veía a lo lejos a los piratas abordando. Un par de giros y caerían al agua, se confiaron demasiado. -No estás ni vivo ni muerto, supongo que ibas en el barco aquel, ¿eres de la guardia de Hargeon? Bueno eso no importa, de cualquier manera en cuanto tenga lo que vine a buscar te mataré-. Yatziri tomó con fuerza el timón y lo giró completamente de un lado y luego del otro. El oleaje del mar embravecido y la falta de estabilidad en el barco hizo que algunos marineros que caminaban sobre los tablones cayeran al agua, ya se habían percatado de su presencia.

-¡Jajajajajajaja a bailar perros de agua dulce! ¡Jajajajajajaj!
avatar
Yatziri


Datos
Equipo:

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión Rango B: "¡Que viva el Sake!"

Mensaje por Archaengel el Lun Jun 16, 2014 10:56 pm

Jacques a penas era consciente de lo que pasaba. Su vista estaba nubosa y la boca le sabía a sangre y sal. Sin embargo, pudo comprender completamente las palabras de aquella mujer. No lo había salvado a propósito, sólo buscaba utilizarlo con el mismo fin por el que los piratas estaban allí: el falso tesoro. Una ola de pronto chocó contra el navío y un relámpago iluminó el rostro de la joven. En su macabra sonrisa y su perversa mirada había una sed de sangre sin límites. El aura que emanaba era una de las más aterradores que Archaengel hubiera sentido jamás, justo después de la de Papuru, un auténtico demonio. Pero ella era humana, podía sentirlo. Una humana fuera de sus cabales, más peligrosa incluso que los piratas.

Recuperando algo de su fuerza, el joven finalmente pudo ponerse de pie. Apretando los dientes para aguantar el dolor de sus ahora destruidas costillas, abrió enormes los ojos cuando vio lo que su salvadora estaba planeando.
- Espera, ¡no sabes lo que estás...! - demasiado tarde. Se encontraban en una fragata pirata. Pequeñas y rápidas, estaban diseñadas para poder utilizar maniobras evasivas a velocidades con las que pocas naves pudieran compararse. Mover el timón de esa manera era una locura.

-¡Jajajajajajaja a bailar perros de agua dulce! ¡Jajajajajajaj! - gritó la mujer mientras hacía que el barco se moviera para ambos lados de forma brusca y violenta. Las olas parecían estar aumentando en tamaño, y la situación se iba a volver mortalmente peligrosa para todos en cuestión de segundos. Jacques salió disparado y se dio la cabeza contra el borde del barco, casi volviendo a perder el conocimiento. Con los ojos entreabiertos pudo ver cómo varios de los piratas salían volando para caer en las turbulentas aguas. Pensó entonces en el otro barco, en cómo se estaba hundiendo, y fue allí que vio al capitán pirata y a la mujer con la que había peleado dirigiéndose hacia el timón, heridos pero furiosos.

- Queel... - pronunció Archaengel mientras juntaba fuerzas y se volvía a poner de pie - tengo que salvar a Jonathan Queel. Ustedes pueden destriparse mutuamente en lo que me importa - al terminar esta frase, el joven se dejó caer al agua. Esta vez estaba completamente consciente de lo que pasaba y pudo evitar ser tragado por la marea. Con mucho esfuerzo nadó hacia el navío que se estaba hundiendo poco a poco - ¡¡Jasón!! ¡¡Los argonautas te necesit...!! - tragó agua y no pudo terminar la frase, pero ignoró toda molestia, toda herida, y con una voluntad sobrehumana siguió su rumbo hacia el destrozado barco.
avatar
Archaengel


Datos
Equipo: Katana común y Tatsumaki

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión Rango B: "¡Que viva el Sake!"

Mensaje por Jonathan Queel el Mar Jun 17, 2014 6:38 pm

Mirá, estoy jodido. Y sé que vós, estés donde estés, también estás jodida. Pero yo estoy muerto y vos, en cambio, estás viva. Aguanto todo, todo, todo menos una cosa: no tenerte. Es lo que más extraño: tu tacto suave, tu sabor fino. Creo que es lo único que todavía me vincula a la vida. Si antes de irme del todo me concedieran una sola merced pediría eso: tenerte durante tres, cinco, ocho minutos. Lo pasamos bien...
...vos y yo. Vos y yo sabemos lo que significa confiar el uno en el otro. Por eso habría querido tenerte: porque sería la única forma de decirte que confío en vos, sería la única forma de saber que confías en mí. Y también de demorarme un rato en confianzas pasadas. ¿Te acordás de aquella noche hace un año?. ¿Te acordás que nos quedamos como dos horas, tendidos en el piso, sin hablar, mirando el cielo nocturno como quien mira un techo interior? Recuerdo que de pronto empecé a mover mi mano sobre la arena hacia vos, sin mirarte, y de pronto me encontré contigo. Fíjate que ese es el recuerdo que rememoro más. También tu cuerpo, tu piel. También tu boca. ¿Cómo no recordar todo eso? Pero aquella noche es la imagen que rememoro más.  
...a aquel decíselo de a poco. No lo hieras brutalmente con la noticia. Eso marca cualquier vida, a el le importaba. Explícaselo de a poco y desde el principio. Sólo cuando estés segura de que entendió un capítulo, sólo entonces empezale a contar el otro. Tal cual como cuando me ayudabas a contar cuentos en el bar ¿Te acordás? Paulatinamente, sin herirlo, hacele comprender que esto no fué un estallido emocional, ni una corazonada, ni una bronca repentina, sino una decisión madurada, un proceso. Explícaselo bien, con las palabras tiernas y exactas que constituyen tu mejor estilo. Decile que no tiene por qué aceptarlo todo, pero que tiene la obligación de comprenderlo.  Confío en tu notable poder de persuasión para que lo convenzas de que con mi muerte no lo agredo sino que, a mi modo, trato de salvarlo. Pude haber salvado mi vida si huía, y no huí, pero si huía sí que iba a destruirlo.  Decile, cuando pueda entenderlo, que mi único mensaje es que no traicione. ¿Se lo vas a decir?. Pero, eso sí, ensáyalo antes varias veces, así no llorás cuando se lo digas. Si llorás, pierde fuerza lo que decís. ¿Estas de acuerdo, verdad?. Alguna vez vos y yo hablamos de estas cosas, cuando la victoria parecía verosimil y cercana. Ahora sigue pareciendo verosimil, pero se ha alejado. Yo no la veré y es una lástima. Pero vos y él si la verán, y es una suerte. Ahora dame la mano. Adios.

Agarré el frasco de "No es real" que me sobraba y lo tiré al mar.
Ahora, se libre.
Me importaba una mierda el ruido de las maderas al hacerse carozo mientras el barco se hundía. Me importaba una mierda el agua que poco a poco hundía mi cuerpo. Solo me importaba mis ultimas palabras con ella, mis últimos momentos, mis últimos deseos. Lo único que quería en el mundo era tener mas momentos junto a ella y sabia que eso no iba a ser posible.
La droga. Cálida amante, traidora de nuestras venas. Gracias a ella había vivido y morido y de eso es lo único de lo que no me arrepiento. La muerte que se asoma no es mas que otra chance, otra ventana abierta, otra ruta para el cobarde.

Adiós, droga. Fría esposa, fiel a mis mentiras.
avatar
Jonathan Queel


Volver arriba Ir abajo

Re: Misión Rango B: "¡Que viva el Sake!"

Mensaje por Ethereal Master el Lun Jun 23, 2014 4:07 pm

El barco dio un alarido al sentir sus maderas crujir con los golpes del mar. El casco del barco imperial comenzaba a debilitarse segundo a segundo, pero era la sombra de una renombrada mujer la que podría darle vuelta a aquel encuentro. El relampagueante grito de la pelinegra obligó al pirata a torcer su mirada, para encontrar la imagen de aquella que apenas pudo reconocer. – Carajo, es Yatziri. ¿Qué mierda hace del lado del imperio? – preguntó el hombre que se encontraba cruzando las tablas. Apuró el ritmo de su andar al escuchar el tronar del casco del barco enemigo, producto del brusco cambio de ritmo.
El barco viró a un costado y las tablas se desprendieron, en el momento justo en que el pirata terminaba de cruzar las tablas. Pero Reila no había corrido con la misma suerte que el barbudo, y su cuerpo se precipitó a las oscuras aguas del mar con un grito ahogado en el terror de terminar sus días en aquellas aguas oscuras.

Un fuerte dolor azotó la articulación de su brazo derecho, y su rostro se iluminó de felicidad al encontrarse con la imagen de su capitán sosteniendo su mano desde arriba del barco para que no se perdiera en el mar. – Bálar.. – murmuró la muchacha al observar a los ojos al pirata, quien mantenía un gesto de dolor en su rostro a medida que la sujetaba. – Yatziri está con ellos Reila. Aléjalos y confía en mí. – sentenció con seguridad, una seguridad que le transmitió a su compañera de armas. Aquella asintió con su cabeza y cerró sus ojos a medida que levantaba una de sus manos hasta la altura de su pecho. Un brillante sello se formó en su mano y su cabello comenzó a alborotarse de forma brusca, demostrando la enorme cantidad de magia que estaba concentrando al preparar aquel hechizo. – Creación de agua; Gran ola de agua. – dio su sentencia, y fue cuestión de segundos antes de que su barco fuese levantado por una imponente masa de agua. El cuerpo de la mujer se volvió más ligero al perder esta el conocimiento debido a la falta de magia. Esto facilitó la tarea del pelinegro que juntando todas sus fuerzas, logró levantar a la mujer hasta que el cuerpo de la misma quedó sobre la proa de su barco pirata, donde la rodeó con uno de sus brazos usando todas sus fuerzas y se sostuvo de la baranda del barco con su otra mano.

La inclinación que provocó aquella ola fue tal, que varios de los piratas habían caído hacia el mar, donde encontrarían un horrible final en el fatídico abrazo de sus aguas. Sin embargo, el capitán había aguantado, y tal fue la precisión del hechizo de la mujer, que el barco pirata no sufrió mayores pérdidas que las de algún que otro infeliz que se encontrar en la proa en el momento que pasó la ola. Sin embargo, la misma creó su cresta ni bien pasó bajo el baro pirata y se elevó varios metros por sobre el barco imperial, sin embargo, la ola no rompería sobre el barco, sino que la fuerza de las corrientes del agua absorberían el barco hasta darlo vuelta, y engullir en sus aguas los trozos de madera que quedaran del barco si no lograban salvarlo.

Pero los piratas no lo dejarían tan fácil. Las creaciones de agua seguían estando en la proa de aquel barco, y la magia del pirata seguiría teniendo efecto sobre las mismas hasta el momento del impacto, por lo que se aseguraría que aquellos no fuesen capaces de seguirlos. El gigantesco primate de agua juntó ambas manos y lanzó un violento golpe ascendente que rompería las madreras de la parte superior del barco, golpe cuya real intención sería romper el timón del barco para que no pudiesen seguir dirigiéndolo.
Haciendo goce de su gran agilidad, dos de los mandriles de agua escalaron a gran velocidad el mástil de aquel barco imperial, y al llegar a su cima, comenzarían a rebanar con sus afiladas garras las cuerdas que sostenían las velas al mástil. El resto de los primates se lanzó sobre los tripulantes para encarnar una violenta batalla que solo duraría un par de segundos antes de que la ola impactase.


Spoiler:
Magia de Reila = 0
Magia de Bálar = se mantiene igual



avatar
Ethereal Master


Volver arriba Ir abajo

Re: Misión Rango B: "¡Que viva el Sake!"

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.